Juntas vecinales

Villafranca del Bierzo acogerá el fallo del Premio de la Crítica en abril de 2019

27.04.2018 |

El Premio de la Crítica sólo se ha fallado hasta la fecha en dos localidades no capitales de provincia: Jerez de la Frontera (Cádiz) y Ponferrada en 2013. La tercera vez que se dará esta circunstancia será también en la comarca. Villafranca del Bierzo será en abril del próximo año 2019 sede del fallo de este prestigioso certamen literario, el único que se concede en las cuatro lenguas oficiales del Estado. La villa del Burbia ahonda así en su relación con la Asociación Española de Críticos Literarios (AELC), organizadora de esta cita, tras acoger el pasado año 2017 el Congreso Internacional sobre el Cuento en la Literatura Española Actual.

Los 21 miembros del jurado (compuesto por críticos de los principales medios escritos del país, así como de la provincia en cuestión y miembros del colectivo) se reunirán en Villafranca los días 5 y 6 de abril (viernes y sábado). El fallo se comunicará al mediodía del sábado en las distintas categorías (narrativa y poesía en castellano, gallego, catalán y euskera).

El alcalde de Villafranca del Bierzo, José Manuel Pereira, y el presidente de la Asociación Española de Críticos Literarios, Ángel Basanta, firmaron este viernes el convenio de colaboración para la celebración de este evento, que ya tuvo lugar en 2013 en el Castillo de los Templarios de Ponferrada. El colectivo baraja la opción de utilizar el salón de plenos y otra dependencia (precisa de dos diferentes) del Teatro Villafranquino Enrique Gil y Carrasco u otro inmueble.

“Yo estoy tremendamente satisfecho. Tengo un gratísimo en el Congreso del Cuento del año pasado, que fue un éxito espectacular”, dijo Basanta. El Premio de la Crítica nació en 1956 como contrapeso a los galardones “más comerciales”. Formado el jurado en primera instancia mayoritariamente por críticos de Madrid y Barcelona, la sede de los primeros años fue Zaragoza por quedar a mitad de camino de las dos grandes ciudades (que lo acogieron en años sucesivos), se descentralizó tras el final de la dictadura franquista y se ha acabado desperdigando por diferentes puntos del mapa español.

A la firma del convenio asistió el crítico berciano miembro del colectivo organizador, Manuel Ángel Morales, el “canalizador” de haber traído hasta en dos ocasiones en cinco años el fallo del certamen a la comarca. “Se trata de un premio riguroso y honesto a carta cabal, y por eso estoy aún más orgulloso. Y es un premio de fraternidad, que vertebra el país, y fomenta valores importantes hoy en día”, dijo.

Fuente: www.Infobierzo.com