Lugares de Interés

Porcarizas

Versión para escuchar de esta página

Su nombre sugiere una granja de cerdos, lo cual no es probable en lugar tan apartado y montés. Mas bien, dada la variedad y riqueza del bosque y de agua, debe referirse a lugar de abundancia de suidos salvajes (jabalíes o puercos de monte) que soportan las durezas del clima y del terreno mejor que los cerdos domésticos.

Sobre el posible origen del topónimo cabe citar el testimonio de un vilarego de hoy:

“Yo como tengo raíces de allí, al ser uno de mis abuelos nativo del pueblo en cuestión, os voy a decir la hipótesis que él me contaba respecto al nombre de Porcarizas:

El decía que el nombre se debía a que hace muchísimos años pasaban por allí unas gentes con unas manadas de cerdos hacia Asturias o Galicia y al llegar a la "Trapa" (lugar del bosque de acebos) como era de invierno y empezara a nevar, no les quedó mas remedio que retirase río abajo hacia donde la nieve cargaba menos. Y al prolongarse mucho la nevada y con ella la estancia, construyeron unas "porquerizas" para los puercos y unas cabañas para ellos en donde está actualmente el pueblo.

Él no decía que los porcaricegos fueran los descendientes de aquellos porqueros si no que de aquellas "Porquerizas" venía el nombre, hoy evolucionado al actual Porcarizas”

Bien, sea como sea, Porcarizas se encuentra en la posición más excéntrica y alejada de Villafranca del Bierzo, ex aequo con Tejeira y Campo del Agua .

Para visitar esta población, puede hacerse saliendo de La Villa por la Ctra CV 12602 que cruza longitudinalmente la cuenca del Burbia por Puente de Rey, Paradaseca-Ribón, Veguellina, y Villar de Acero . Estas son tierras de la medieval merindad de la Somoza .

En Villar se coge la CV 12601, que es ya la carretera asfaltada de acceso a Porcarizas .

Esta pintoresca ruta de montaña nos eleva desde los 750 m. s.n.m. de Villar hasta los 930 m en Porcarizas -pueblo con sus 3,5 km de recorrido. La ruta sube por la margen derecha del río, que baja encajado y profundo abriéndose paso entre el continuo de peñas con su fuerza de siglos.

Por la margen izquierda del río se alzan los riscos y las verticales paredes de un imponente peñascal que a trozos semejan fachadas de catedrales góticas

Pronto unos prados y grandes castaños anuncian la cercanía del pueblo, aunque éste no se vé hasta que se llega , pues la carretera parece que finaliza a la altura de la pista que, en desvío a la derecha cruza el río y sube a Campo del Agua.

Pero pasada esa estrecha abertura, con un leve giro a la izquierda, nos encontramos ya con la Iglesia en el fondo del Pueblo.

El pueblo se estira a ambos lados de la calle central principal , donde cabe citar el Albergue, de moderna factura y materiales autóctonos.

Hacia el final de la calle y del pueblo, el valle se abre y, siempre en la vecindad del cauce, se extienden las huertas, frutales y prados hasta casi alcanzar la pista forestal que atraviesa transversalmente la reserva. Esta discurre desde Paradaseca (también se puede acceder desde Cantejeira) bordeando las cabeceras de convergentes, contiguos y antiguos valles glaciares: La Alzada de Villar, Tejeira , Porcarizas y Campolagua, las Algeiras...hasta el camino de unión de Airadapedra con Burbia.

De la pista hacia arriba, el paisaje hasta las lagunas y fuentes del río, allá ya en los límites con los Ancares de Lugo, es simplemente de ensueño. Surcada la ruta de fuentes y de una vegetación arbórea impresionante y frondosa destacan los robledales de medias laderas, los arces (pradairos), fresnos, abedules, serbales(capudrios) humeiros, los tupidos acebales increibles en estas altas latitudes y la vegetación riquísima festoneando los deltas inversos de la cabecera del río.

A través de estos montes no es difícil sentir la vecindad de los corzos y aún el eco del canto potente de los urogallos autóctonos.

Desde la cabaña de las Charcas, y subiendo por un cortafuegos, llegamos al límite provincial y del término del pueblo que coincide con la línea de cumbre.

Las vistas panorámicas, con buen tiempo , desde allá arriba a ambos lados de la cordillera se extienden hasta los montes de León y la Cabrera por la parte del Bierzo, donde es típico contemplar la Térmica humeante de Ponferrada. Y hasta los confines de Lugo por la parte gallega ..

Y por la misma cumbre se puede senderear desde la mítica Peña Rubia (1821m) sobre las famosas fuentes medicinales de Tejeira, hasta el puerto de Ancares entre el Pico Miravalles (1969m), cercano a la cuna de Cúa, y el Cuiña (1987m) donde nace el Ancares. pasando por los Altos de Becerreira (1693m) tres Obispos (1792m) Cuerno Maldito (1830 m) Pico Lagos y Mustellar (1924m)

El Pico de Tres Obispos se llama así porque al parecer era el límite convergente de 3 diócesis provinciales distintas: (Astorga, Lugo y Oviedo)

Toda una jornada inolvidable.